ALCALDE EN EL MUNICIPIO DESOLADO

QUEMAN EDIFICIO MUNICIPAL EN TRAIGUEN
agosto 2, 2020
RESTITUCIÓN DE ATENCIÓN PUBLICA Y EL ARTE DE GOBERNAR
agosto 6, 2020

ALCALDE EN EL MUNICIPIO DESOLADO

Desolación. No existe otro termino más adecuado ante el grado de destrucción que sufrió el edificio del municipio en nuestra ciudad.

Literalmente atónitos se veía a los ciudadanos que se dieron cita frente al edificio en calle Basilio Urrutia de nuestra ciudad, para cuantificar, de manera directa lo que algunos medios comunicaban al país.

Ya con luz de día regresamos a tratar de obtener imágenes de mayor calidad de los hechos que afectaron al edificio consistorial.

Según declaraciones del alcalde Ricardo Sanhueza el edificio sufrió daños en un 85°/° de sus instalaciones, faltando aun por evaluar los daños que pudiere haber sufrido la estructura de la añosa edificación.

Algunos empleados municipales que llegaron al lugar se veían visiblemente afectados y sin comprender aun lo sucedido.

A temprana hora peritos del servicio de investigaciones recogían antecedentes en busca de pruebas que acreditaran una posterior acusación jurídica. Pasadas las diez de la mañana se apersonó el administrador municipal quien ingresó y salió del edificio sin entregar declaraciones aludiendo que correspondía a la máxima autoridad entregar los antecedentes y declaraciones pertinentes.

Mientras en el frontis del edificio se reunían vecinos y empleados municipales tratando, incrédulos aun, de encontrar una explicación a lo sucedido. Más de alguna aceptación bizarra recibieron comentaristas que, molestos visiblemente ante la situación recurrían al viejo adagio “aquí la culpa no la tiene el chancho, sino el que le da el afrecho”, en una clara alusión a la permisibilidad ante este tipo de, lamentablemente, no extraños ni aislados hechos, sucedidos ya en nuestra región.

Alrededor del mediodía se apersonó la máxima autoridad traiguenina quien converso con periodistas y reporteros que llegaron a recoger antecedentes in situ. “Nos levantaremos como el ave fénix” reiteró en cada una de las declaraciones entregadas a los medios de prensa. De igual manera se mostró incrédulo ante lo sucedido ya que según señaló “siempre me mostré llano a conversar, al dialogo, conversamos en varias ocasiones, yo no pedí el desalojo para impedir hechos de violencia, porque de así haber sido, se me habría condenado por no conversar. Conversé y de igual manera hay quienes acusan el exceso de tolerancia, o sea, palos porque bogas y porque no” comentó.

Lo cierto es que el edificio municipal literalmente fue destrozado y los costos deberá pagarlos el propio municipio con dineros de la comunidad traiguenina, aunque de acuerdo a declaraciones anteriores del propio alcalde el gobierno central habría aportado alrededor de $111.000.000 a este municipio dada su “buena gestión administrativa”. De acuerdo a ello y si el desastroso gobierno que actualmente dirige los destinos del nuestro país “premia” a nuestro municipio, sería bueno meditar acerca de dicha “eficiencia”.

Requerido respecto a las tentativas realizadas para solucionar el problema impuesto al municipio local, señaló que, “converse con el ministro de justicia, con algunos otros ministros, con el intendente, el gobernador, intentando dar una solución pacífica al conflicto. Agotadas todas las diligencias opté por presentar una querella el día de ayer a eso de las 16:00 horas ante los tribunales de justicia y contra quienes resultaren ser los responsables hasta el día de ayer, la que ahora deberemos ampliar dados los hechos”.

Los cuantiosos daños no solo afectaron la fachada del edificio sino la mayoría de las dependencias interiores y parte del patrimonio de nuestra ciudad que se encontraba en las dependencias del edificio consistorial. Documentos quemados, equipos de computación destruidos, vidrios quebrados, inmuebles quemados, además de daños a la estructura exterior e interior, postes y luminarias destruidas en la plaza, además de la “falta de algunos equipos computacionales” según precisó el propio alcalde en sus declaraciones, son testimonio, por si solos de los hechos acaecidos.

Llamó particularmente la evidencia a simple vista, en el balcón del edificio, de un envase de champaña. claro está…vacía.

Pasado ya el medio día los peritos de investigaciones se retiraron del lugar dando paso al equipo de aseo municipal que raudamente comenzó a tapar con pinturas los diversos rayados en los muros del frontis, mientras otros presurosos recogían los visibles escombros en el acceso principal deledificio.

Por su parte el cuerpo de Bomberos de nuestra ciudad, tomó sus propias medidas de resguardo y optó por modificar el tradicional estacionamiento de sus vehículos institucionales al interior del cuartel, protegiendo la parte frontal de sus preciados carros de emergencia. Prudente decisión dados los hechos mediáticos.

Respecto de alguna declaración o comunicado que de alguna explicación a los hechos por parte de los “desconocidos ocupantes”, no existe antecedentes.

Al lugar afectado por este grave suceso, concurrió personal de la policía de investigaciones (quienes acordonaron el lugar asumiendo la peligrosidad de los curiosos …?), carabineros de Chile, Bomberos, personal de frontel y personal municipal.

Evidentemente, cuando ya no había ningún extraño ocupante en el edificio.

 

Revise declaraciones del edil aquí https://youtu.be/DpSl4w5IzNM

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *